Vanitorio NAH IV

Cuando volamos, y miramos el suelo desde arriba, ya no vemos montañas, cultivos, o agua.  Percivismos la rusticidad, la suavidad. Entendemos las sensaciones del paisaje sin darle un nombre.  Cuando percibimos el mundo a través de texturas y materialidades, lo que vemos es una sensación.  Este lavamanos  de madera laminada con sinuosas ondulaciones orgánicas, nos hace recordar y percibir sensaciones temporales de aquella experiencia.

$561.735

Información adicional